viernes, 29 de noviembre de 2013

Oliva

La calle de la Oliva representó en la década de los sesenta la pujanza comercial de la ciudad, con la apertura de múltiples establecimientos así como con la construcción de las galerías que llevan su mismo nombre, abiertas en 1961 y ampliadas cinco años después hasta conectar con la calle Gutiérrez Mellado.

Estas galerías forman un paseo comercial totalmente cubierto, por lo que pueden considerarse como precursoras de los actuales centros comerciales, más aún si tenemos en cuenta que dichos centros no comenzaron a proliferar a nivel nacional hasta finales de la década de los setenta e inicios de los ochenta. Como ante cualquier innovación, muchas voces presagiaron negros augurios que no sólo no llegaron a cumplirse, sino que en poco tiempo estas galerías se convirtieron en todo un icono del comercio local y comenzaron a recibir visitas desde toda la geografía gallega.

1915
2013

Las imágenes de la década de los años sesenta constatan su carácter comercial, siempre llena de vida. Yo sólo la recuerdo peatonalizada, por lo que me es muy curioso ver las estrechas aceras, los camiones aparcados, y el pequeño Goggomobil...

1965
2013

Desde la plaza de A Peregrina se tomó esta otra imagen en la que ya la Oliva se postulaba como calle peatonal, pues la gente invadía la calzada para evitar las incómodas microaceras.

27 de mayo de 1965
25 de septiembre de 2013

En el lado opuesto de la calle, desde la plaza de San José, se aprecian menos cambios en la configuración del vial, pues el tramo hasta García Camba siempre ha mantenido el tráfico rodado.

Las dos imágenes fueron tomadas con los adornos navideños instalados, aunque en épocas muy diferentes, y aunque en la primera foto haya que forzar un poco la vista para apreciarlos.

Diciembre de 1966
Diciembre de 2012

Y ahora la calle como yo la recuerdo de siempre: peatonalizada y con las farolas del alumbrado instaladas dentro de jardineras dispersas a tresbolillo. Así se encontraba hace 25 años.

1987
2013

























No hay comentarios:

Publicar un comentario